El arte de Vicente Toti en el Vázquez Díaz


  • El artista zalameño Vicente Toti expone en Nerva ‘Arte y compromiso’, una muestra de pinturas, esculturas y publicaciones que podrá verse en el Museo Vázquez Díaz de dicha localidad  del 4 de diciembre al 10 de enero.

Según ha escrito en la presentación de la muestra el periodista Andrés Marín Cejudo, “jugar, sufrir y encontrar. Vicente Toti cayó de pequeño a un pozo y quedó impresionado por el azul velazqueño que ofrecía el cielo visto desde la oscuridad del agujero.

Aquel hallazgo fundacional, aquel primer recuerdo artístico, hubo de señalar el camino de un creador que se ha caracterizado siempre por la libertad y el compromiso que mamara en su casa de padre minero y luchador, siempre sintonizada la Pirenaica.

Quiere decirse que aquel encontrar jugando (y sufriendo) ha venido a marcar una trayectoria de hombre renacentista: pintor, ilustrador, dibujante, viñetista, escultor, periodista, gestor cultural, político insobornable siempre en el lado en el que corazón bombea la sangre, la izquierda. Toti -herencia del apodo de su padre y hoy ya su nombre verdadero junto a los apellidos García Vázquez- lucha a diario con los lienzos y su portentosa imaginación en su estudio de Zalamea, en el que sueña cuadros que mezclan lo abstracto y lo figurativo con la maestría que sólo puede poseer quien ha andado ya una buena parte del camino: retratos psicológicos, paisajes entrevistos, collages de gentes, lugares y mitos… “Yo he nacido para pintar, siempre me he preguntado qué sería de mí sin el arte”, confiesa.

Hay que agradecer el hecho feliz de que esta cuestión no tenga respuesta posible. Vicente Toti morirá con los pinceles puestos, y la inquietud puesta, y el compromiso puesto. En su niñez -niño tumbado en el zaguán, siempre dibujando- comenzó a frecuentar el estudio de su tío el pintor Francisco Vázquez. Aquellas lecciones pictóricas fueron las únicas que aprendió en su vida directamente de un maestro, a pesar de lo cual Vicente Toti niega ser un autodidacta por la sencilla razón de que tal concepto “es imposible” en el mundo del arte. “No hay autodidactas en la pintura, siempre se aprende de algo o de alguien”. Él lo hizo por su cuenta, visitando museos, deslumbrándose con la eterna frescura de los cuadros del Greco y con la genialidad de Picasso. Y se alegra de haberlo hecho así, de no ser “un profesional de la pintura” o de estar marcado “por el excesivo academicismo de Bellas Artes”. No es lo mismo, claro, “que te enseñen a hacer un trazo a que te salga de manera natural”.

Aunque Vicente Toti no cree más que en los suyos y en lo que ven sus ojos pequeños y como escondidos, está convencido del carácter innato del artista. Esta conciencia clara le llevó a tomar, con 18 años, la decisión de marcharse a Barcelona en busca de su vocación. Allí vivió los cuatro años más fundamentales de su vida: fue pintor de brocha gorda, retratista por encargo, dependiente de una papelería y futbolista del Condal en Segunda División (interior izquierda, naturalmente). Además -y sobre todo- ingresó en el PSUC y conoció a artistas, pintores y escritores enfrentados al régimen como Vázquez Montalbán. Representaban lo opuesto a la gauche divine.

Luego regresó a Huelva y se metió de lleno en la cultura y en su trabajo en la refinería. Su compromiso político y vital -fue concejal de Zalamea por IU durante cuatro años, con su hijo como alcalde- queda patente en sus cuadros aunque refleje la quietud de un paisaje o la esbeltez de la torre de su pueblo. “Pintar es comprometerse y yo no sé hacerlo de otra manera; pintar por pintar es absurdo”, dice. Su actitud queda clara también en sus tiras cómicas, que lleva publicando diariamente en la prensa desde 1974, primero en El Correo de Andalucía y luego en Huelva Información, desde su fundación. Ha convertido su estudio en una galería, fundó hace casi 30 años el mensual La Voz de Zalamea, y sigue soñando con plasmar en el lienzo el cuadro ideal que siempre le martillea la cabeza. Aquella visión del azul velazqueño del cielo quedó grabada para siempre en su imaginario. Vicente Toti aún no ha salido del pozo feliz y sufriente del arte.
Por otra parte, Vicente Toti es un apasionado lector de José Saramago. De sus novelas, rescata Manual de pintura y caligrafía o Ensayo sobre la ceguera. Toti recuerda también con mucho agrado la lectura del “sencillo y profundo” Memoria de mis putas tristes, de Gabriel García Márquez así como 20 poemas de amor y una canción desesperada, de Pablo Neruda”.

Por otra parte el escritor y pintor Juan Manuel Bendala ha escrito sobre Toti, éste “ha seleccionado personalmente más de 200 obras entre su enorme producción artística, a modo de resumen de su dilatada trayectoria. El autor considera que las muestras recogidas en este libro, pueden ofrecer una imagen global de lo que ha sido su quehacer de tantos años; porque junto a obras tan tempranas como un autorretrato que pintó con nueve años, figuran pinturas de muy variados temas y modos de ejecución.
Todas sus creaciones llevan el sello de una impronta directa y valiente, además de un particular lirismo a base de tonos medios y formas sugeridas, que trenzan un hilo conductor común, guía del espectador a través de su estilo inconfundible.
Vicente Toti aborda su pintura de una manera valiente y honesta, sin concesiones al qué dirán; lo que casa a la perfección con su insobornable actitud vital, comprometida con unos ideales de paz, libertad y justicia social, compartidos con los que también mantuvo su admirado Pablo Picasso.
La amplia gama de tareas artísticas y culturales en las que lleva metido toda una vida, no han hecho más que enriquecer la paleta del pintor; lejos de proporcionarle la fácil excusa de la falta de tiempo, que solemos argumentar el resto de los mortales. Porque su privilegiada inteligencia, junto a una gran capacidad de trabajo, le suministran horas para todo. Así, su actividad artística no es un esporádico  pasatiempo, sino la culminación y el reflejo de cuanto ha asimilado su cerebro, a la vez que ha ejercido, y ejerce, de escritor, periodista, editor… o  humorista gráfico diario durante cuarenta años sin interrupción.
Y, pese a que sería compleja la tarea de recoger en un libro una obra tan extensa, este volumen está llamado a ser un resumen imprescindible, para quien desee conservar una visión global y certera del arte de Vicente Toti, hasta hoy. Aunque aún tiene mucho que decir con sus pinceles”.

Finalmente, el propio artista que protagoniza la muestra ha escrito de sí mismo: “Yo creo en lo que veo y en lo que me parece que vale la pena creer; algo que no suele coincidir con lo que nos “obligan” a creer los listos de siempre. Crear es un placer: una obra de arte; nuestra propia descendencia; las condiciones para que todo el mundo viva decentemente. Y además de crear, es muy importante creer: creer en uno mismo.  Uno puede pasar por esta vida sin crear nada, y no pasa nada; puede crear el caos, como hacen los banqueros alemanes con los pueblos del sur de Europa, y no les pasa nada (a los buitres de las finanzas, se entiende). Puede crear una empresa armamentista, una religión, un grupo terrorista o, como suele suceder, crear un enemigo imaginario al que echarle la culpa de todos los males creados por los anteriores. Y pasa lo que pasa: nada. La gente traga en su mayoría, bien sea por comodidad, por ignorancia o por el lavado de cerebro a que es sometida, mañana, tarde, noche… y madrugada.

A mí me gusta crear algo de arte; el conseguirlo o no, ya es otra cosa. La puñetera inquietud por hacer cosas: pintar, escribir, editar libros y periódicos… casi siempre con la tonta idea de que se tome conciencia de lo mucho que perdemos cuando perdemos el tiempo.  El tiempo. “Pídeme lo que quieras, menos mi tiempo”, es una de las frases que más me impactaron, y que suelo utilizar cuando es absolutamente imprescindible.  Ahora mismo podría pensar “Estoy perdiendo el tiempo predicando en el desierto”. Pero enseguida me doy cuenta de que esto es mucho mejor que interesarme por la problemática del Barça de Qatar, el Madrid de los Emirates o el miserable Sálvame de Telecinco.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: