Esperando a un empresario


  • Los empleados de Nature Pack se encerraron durante una semana en la fábrica para exigir que Josep Xicola, que compró la compañía por un euro, explique el plan de futuro
ÁLVARO MONGE

Josep Xicola El nuevo responsable de Nature Pack, en el despacho de Fincas Corral en Barcelona

Los 59 trabajadores de la empresa Nature Pack  SA realizaron un encierro de una semana en la fábrica de envases plásticos con una curiosa reivindicación: que se presente el empresario o inversor que compró la empresa a los antiguos socios por un euro hace ahora dos meses y que desde entonces no ha hecho nada que facilite la continuidad y el futuro de la firma. El comprador es Josep Xicola, presidente del grupo Emcorr y de Fincas Corral, la red de oficinas inmobiliarias con sede en Barcelona, y en la que también tiene varios litigios en marcha por impago de salarios, así como una lista de oficinas que van cerrando por órdenes de desahucio por dejar de pagar el alquiler. Paralelamente, continúa comprando empresas con problemas.
Manuel Villalón, director financiero y de operaciones de Nature Pack, procedente del equipo de los anteriores propietarios y que se mantiene en el cargo para facilitar el relevo, se quejaba amargamente de la imposibilidad de hablar con los nuevos empresarios en las últimas semanas. “Ya no podemos producir. La gente cobró hasta octubre de lo que dejaron los anteriores accionistas. Está claro que nos equivocamos con esta operación y me consta que los vendedores plantean anular la compraventa, pero no reciben respuesta”, declara.
“No había visto en mi vida lo que sucede aquí. Cesaron al director general que pusieron ellos porque les reclamó las inversiones a las que se habían comprometido cuando compraron la empresa por un euro a cambio de un plan de viabilidad”, añade.

Cambio de director
Un portavoz de Xicola explicó que ya habían nombrado a un nuevo director general, Antonio del Cerro, responsable de recursos humanos de Emcorr y de Fincas Corral. En Riotinto aún le esperan. Y no solo en la fábrica. También en la Junta de Andalucía, porque la administración andaluza se comprometió a ayudar a la nueva propiedad a tirar adelante el plan de viabilidad, dado que la empresa es una de las esperanzas de futuro de una zona muy deprimida. En varias ocasiones, la reunión prevista se anuló a última hora. Así hasta el viernes 12, cuando, ante el impago de la nómina de noviembre y el silencio de Xicola y su equipo, los trabajadores se encerraron en la fábrica para forzar una solución.
Por ahora, han conseguido que la Junta les avance las nóminas de noviembre y de diciembre y por ello el día 19 levantaron el encierro. Un portavoz de la Junta explicó que la Administración “hará lo que esté en su mano para que se mantengan los puestos de trabajo”.
Victor Cuevas, consejero de la anterior propiedad de Nature Pack, explica que vendieron la empresa porque “no disponían de financiación para mantener el proyecto”. Asegura que traspasaron la compañía saneada, tras informar a los sindicatos y a la Junta de Andalucía y con el compromiso de los compradores de invertir en la empresa, con un plan de viabilidad que parecía creíble. “Pero no han hecho nada desde entonces. Esta inacción es alucinante y desde un punto de vista mercantil inexplicable”. Y declaró que han hecho varios intentos para lograr que Xicola les devuelva la sociedad por el euro que pagó por ella.
Un portavoz de Emcorr culpó de la situación actual a “la mala distribución comercial” de la compañía y aseguró que Del Cerro acudiría a Riotinto para aclarar la situación y que “se regularizaría el pago de los sueldos antes de Navidad”. Del Cerro no se ha presentado aún, aunque contactó con la Junta y ésta, según el comité, avanzó el pago de dos nóminas.

“Basta de promesas”
Los sindicatos ya no se creen las promesas. Luciano Gómez, secretario general de FIA-UGT, dice que estudian “denunciar la venta para que se asuman las responsabilidades que correspondan. Se les regaló una empresa saneada y ni dan la cara, ni presentan un proyecto de futuro, ni nada de nada. O asumen sus responsabilidades por las buenas, o lo harán por las malas”, concluye. José María Delgado, miembro del comité de empresa de Nature Pack, lamentó que se esté “jugando con el empleo de 59 familias”. El miércoles seguía esperando al nuevo propietario, pero recalcó: “Si ha de venir sin dinero, que se quede donde está y nos deje buscar una alternativa”.

One Comment to “Esperando a un empresario”

  1. Buenas noches:

    Los trabajadores de Fincas Corral, llevamos 8 meses sin cobrar y sin ningún tipo de explicación por parte de la dirección. Los juicios son lentos y debemos acudir todos los días a nuestros puestos de trabajo. Sin luz, sin calefacción, deshauciados de los locales y de alta en la empresa. No podemos solicitar paro. Nuestras familias están destrozadas. ¿Cómo puede pasar esto?

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: